inicio / opinion y toros
 
   
   
Inicio
Editorial
Opinión
División de Opiniones
El Arte del Rejoneo
Reportajes
Mano a Mano
Tribunas
Noticias
San Isidro
Enlaces
Novedad Quiénes somos
Buscador OyT
   
 
Previsión del tiempo para MADRID
 
 

Antolín Castro  
  España [ 08/06/2002 ]  
S.I.02 - NO HAY UNA SIN DOS...

No hay una sin dos... ni dos ¿sin tres?. Eso lo veremos hoy. Lo cierto es que, como recordarán los asiduos lectores, los toros visten de cárdeno y oro. Lo decíamos en el principio de la feria, anticipando que las tres últimas tardes, de ese color, volverían a vestirse las reses a lidiar. Además, por si fuera poco, la sangre santacolomeña volvería a inundar el ruedo con la esencia de la casta. Aderezada, en este caso, con la procedencia Albaserrada. Lo cierto es que manteniendo la casta se mantiene el espectáculo y que con otras sangres podría suceder igual si alguien quisiera mantenerlas, que va a ser que no, que dirían los humoristas Cruz y Raya.
  De la pasada corrida de José Escolar ya lamentamos que se desarrollara con la torrentera y el barrizal, pero hoy en seco hemos vuelto a presenciar y disfrutar de la casta del toro de lidia. Y es todo tan diferente. Empezando por las facilidades que dan a los toreros, siendo estas facilidades de las que piden el carné. Como quiera que el carné de toreros artistas o suficientes, no se lo traían, quedaron muy por debajo de las condiciones de sus toros. Pero habremos de convenir que el coraje de anunciarse ya es, con mucho, bastante más que el de otros compañeros que por no atreverse, ni se atreven a ponerse delante, no solo del toro, sino de la afición de Madrid, como no sea delante de la burra desmochada o cualquier torito artista de los que tanto gustan al taurinismo oficial. Y es que torear a los toros de verdad es otra cuestión, por bravos y nobles que sean, si además se les pide que toreen bien, aparece el axioma del recordado Vidal “torear bien es muy difícil y, además, muy peligroso”. De todas formas, justo es el resaltar que Padilla, -experto en duras batallas y cosido el cuerpo como consecuencia de ello- fue el que estuvo peor. Zotoluco, al menos, se nos trajo buenos piqueros, lo que permitió presenciar los interesantes tercios de varas. El Legionario, extraordinario, y Efrén Acosta con su estilo tan particular, cosecharon las mejores ovaciones.
 No hay una sin dos... y por eso a un toro cárdeno de Adolfo Martín, -le dejamos de llamar Agolfito como el pasado año-  se le concedió la vuelta al ruedo. Dos vueltas en esta feria, pero de distinta valoración, ya que en el caso de Guitarrero nos pareció más justa, siendo la de este Madroño I, a nuestro parecer, un tanto excesiva. Tanto tiempo de sequía, sin ver tres puyazos, enamoran tanto a la afición como a los triunfalistas les enamoran sus toreros favoritos. Vaya lo uno por lo otro. El caso es que la corrida fue importante, alguno blandeó en exceso, y diferente a la del pasado año cuando las figuras hurgaron en ella.  Y es que el verbo “hurgar”, al que es tan aficionado el taurinismo, la autoridad debería desterrarlo para siempre. Bastaría con querer; que va a ser que no.
 No hay una sin dos... ni dos ¿sin tres?. Otra oportunidad habrá en la tarde de hoy. Llegan los victorinos y la afición confía en que pueda surgir otro toro que levante a la gente de sus asientos. La modorra de la sufrida fiesta, necesita de esos momentos para recuperar y reivindicar la autenticidad, basada en la presencia del toro con todos sus atributos. Del mismo modo que los del clavel se quitan la modorra con las posturas y las monerías que les hacen a los toros artistas las “F”iguras; de igual modo, la afición necesita quitarse el mono, cuando ve a un toro auténtico acudir al caballo o embestir pidiendo toreo del bueno. Es una debilidad igual; lo único que les separa, nada menos, es la autenticidad del espectáculo: toros y toreros de verdad. Nada más. Existe una fiesta parecida y se celebra en los mismos lugares, pero huele y sabe a plástico que apesta. Esa es la diferencia. La de verdad, te puede emborrachar sin beber una gota de alcohol; la otra, no.
 No hay una sin dos... ni dos sin tres. En ello confía la plaza hoy. Esperemos que aunque no se pueda cumplir el ver una tercera vuelta al ruedo de otro toro cárdeno, exista la emoción y verdad que transmite el toro de lidia, no el del carretón. ¿De cuándo se le podría dar una vuelta al ruedo a un carretón sin poner a la gente en pie en un tercio de varas, si no mediara el alcohol?.

 
   
  haznos tu página de inicio   
 
MADRID FERIA DE OTOÑO
YA NO ES IGUAL
SE PERDIÓ EL EQUILIBRIO
Op. / Castro
Editorial del Mes
Op. / Plá
MADRID FERIA DE OTOÑO
YA NO ES IGUAL
SE PERDIÓ EL EQUILIBRIO
 
JOAQUÍN GALDÓS: PERÚ TIENE UN ARTISTA
FERIA DE OTOÑO 2017
ARLES: FERIA DEL ARROZ 2017
Mano a mano
Div. Opiniones
Reportajes
JOAQUÍN GALDÓS: PERÚ TIENE UN ARTISTA
FERIA DE OTOÑO 2017
ARLES: FERIA DEL ARROZ 2017
 
EL JULI Y LA MÉRIDA /
ACTIVIDAD TAURINA POR INVITACIÓN /
DIO GUSTO /
Op. / México
Op. / Ecuador
Op. / Venezuela
EL JULI Y LA MÉRIDA
ACTIVIDAD TAURINA POR INVITACIÓN
DIO GUSTO
TODAS LAS NOTICIAS DE CADA PAÍS
España   Francia   Portugal   Colombia   México   Ecuador   Perú   Venezuela 
 
Compra tus entradas en servitoro
 
Oyt en Facebook
 
Oyt en Twitter
 
 
     
 
 
 
     
escucha el pasodoble  
 
 
   
  opinionytoros.com opinionytoros.es  
© diseño web BIT FACTORY, S.L.