inicio / opinion y toros
 
   
   
Inicio
Editorial
Opinión
División de Opiniones
El Arte del Rejoneo
Reportajes
Mano a Mano
Tribunas
Noticias
San Isidro
Enlaces
Novedad Quiénes somos
Buscador OyT
   
 
Previsión del tiempo para MADRID
 
 

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Fernando Marcet  
  Perú [ 07/11/2004 ]  
GRAN TARDE DE TOROS

Con tres cuartos de plaza, público entusiasta y presidente dadivoso, se dió la segunda de abono en un ambiente de fiesta y gran expectativa. Miguel Ángel Perera, arrollador, fue el gran triunfador de la tarde, cortó cuatro orejas y conquistó Lima. Los otros dos alternantes no obtuvieron trofeos. Finito de Córdoba mostró clase y Sebastián Castella voluntad y entrega. Los toros de Roberto Puga, desiguales en presentación, cornamenta y juego, cumplieron en el caballo, fueron nobles y, excepto el quinto, se dejaron torear.

Finito de Córdoba

Con ganas de triunfo fija al abanto primero, girón y cornigacho, y lo torea a la verónica arrancando los primeros olés del respetable. Con una media extraordinaria lo deja en el caballo en el que toma bien un puyazo. En banderillas el de Puga corta el viaje y el subalterno español Salguero se luce en dos pares de banderillas escalofriantes que levanta al público de sus asientos. Lo ovacionan y es obligado a desmonterarse. La faena la inicia en medio de un impresionante silencio de expectativa que se rompe con los olés que van en aumento en la medida que Finito desarrolla un toreo fino y artista, con el fondo musical del pasodoble “Nerva”. El animal con poca fuerza se aploma pero el torero insiste y logra una serie de naturales estupendos. Pincha una vez y vuelve a pinchar cuatro veces más saliéndose de la suerte. Dobla y el puntillero lo levanta. Descabella. Silencio a ambos.

Su segundo, bizco del izquierdo, con edad y cuajo, va al capote donde repite con codicia y toma un buen puyazo de Manuel Muñoz. Va a la muleta con claridad pero el matador no se confía. El público lo espera pero luego se impacienta y le envía recado. Se esfuerza el matador y logra algunos muletazos de calidad que son jaleados. El deseo general es verlo triunfar pero Finito no se siente a gusto y no logra redondear la faena, no obstante que, en mi opinión, el toro fue tan bueno como el tercero y sexto pero, al ser desaprovechado por su matador, pasó desapercibido. Estocada desprendida seguida de vergonzosa rueda de peones que el matador permite y la autoridad no sanciona. No toma el estoque de descabellar y la agonía se prolonga innecesariamente. Le tocan un aviso. Algunas palmas al toro en el arrastre. Palmas y pitos al torero.

Sebastián Castella

Con el peor lote anduvo desangelado con el primero que, luego de un encontronazo contra la barrera persiguiendo a un desubicado Naranjito, clavó los cuernos en la arena y dio una voltereta de la que salió quebrantado, casi inválido para la muleta. Pinchazo y estocada acaban con el burel que es pitado en el arrastre. Se silenció la labor del torero.

Su segundo, al igual que su primero, se conmocionó al estrellarse contra el mismo burladero en persecución del mismo Naranjito. Débil y flojo, tuvo descompuesta embestida y malas ideas, lo que sirvió para que Castella mostrara voluntad y valor a toda prueba. Metido entre los pitones, no logró hacer una faena lucida pero sí de mucho mérito. Mató de estocada entera y la entendida afición de Acho lo premió con una ovación que lo obligó a salir a agradecer al tercio. El toro, el peor del encierro, fue pitado en el arrastre.

Miguel Ángel Perera

Lo habíamos visto de novillero el año pasado pero ésta vez ha regresado como un matador de toros de primera línea a mostrar que tiene las condiciones para llegar a ser figura. Su corta edad, recién cumplirá veintiún años el 27 de noviembre, contrasta con la madurez de su toreo. Resuelve con naturalidad los problemas que le presentan los astados, con seguridad y empaque hace gala de mando, temple y buen gusto, en el desarrollo de la lidia.

A su primero lo torea a la verónica que remata con tres largas a una mano, sin moverse del sitio, con lo que despierta el entusiasmo del público. Un buen puyazo de César Caro es seguido por un quite por chicuelinas apretadas, rematadas con un farol. El entusiasmo del público crece. Raúl Mendiola pone dos pares extraordinarios, el segundo aguantando horrores, y es obligado a desmonterarse para recibir la ovación de los tendidos. Inicia su faena citándolo de lejos para el pase cambiado por la espalda. El toro no se arranca sino que, con nada santa intención, se acerca caminando acortando la distancia. El torero no se inmuta y, aun cuando pareciera que el pase cambiado ya no es posible, lo cita con la muleta por delante para, al momento del embroque, pasárselo por detrás. Liga con uno de pecho y repite la combinación dos veces más. Los olés que acompañan los muletazos son ensordecedores. Siguen series por ambos pitones, largos, mandones y templados que son la delicia del respetable, que no se cansa de aplaudir. Finaliza su labor con tres derechazos circulares y bernardinas citando de frente, con mucha exposición. La estocada, desprendida y delantera, no tiene efecto inmediato y los peones le hacen ronda ante la vista y paciencia del matador y la indiferencia del presidente de plaza. Los segundos se convierten en minutos. Perera no pide el estoque de descabellar y permite una larga agonía que desdibuja su excelente labor realizada momentos antes. Oye un aviso y sigue esperando hasta que el toro dobla. ¡Así no se matan los toros! Es indigno y vergonzoso y, en mi opinión, causal suficiente para perder los trofeos ganados con la muleta. No pensó igual el público, que pidió la oreja, ni el dadivoso presidente, que se apresuró en otorgarle las dos. Se aplaudió al toro en el arrastre.

Su segundo, sexto de la tarde, y a la postre el mejor del lote, acusó querencia en las cercanías de las tablas frente al tendido catorce. Inteligentemente lo saca a los medios en donde el toro rompe a embestir con calidad y transmisión lo que aprovecha Perera para brindarnos una estupenda y honda faena que supera la primera. Hacia el final de la misma el toro torna a su querencia del tendido catorce de donde Perera lo vuelve a sacar para finalizar su faena con ayudados por alto. Mató de una entera, en buen sitio, pero tarda en doblar. Una vez más el matador no pide el estoque de descabellar y es de preocupar que esto se vuelva costumbre. Se amorcilla en tablas del tendido uno y con las fuerzas que le quedan se dirige en agonía hacia su querido tendido catorce al que no llega y dobla. Lo levanta el puntillero y vuelve a doblar. Nuevamente dos orejas para el matador y palmas al toro.

 
   
 
   
Roberto Bustamante 18/11/2004  
 
No estoy de acuerdo en el cumplimiento de los Toros en el caballo. Creo que se abusó del picotazo único. La suerte de varas cada vez es menos valorada.
 
   
Antonio Basso 15/11/2004  
 
El leer los comentarios que nos regala Fernando, no solo nos hace recordar la feliz tarde que pasé el domingo 7, sino tambien hacerme ver los detalles que algunas veces se nos escapan, producto de la euforia, o la distracción. Vi un involuntaria.
 
   
Enrique Alomia 15/11/2004  
 
Don Fernando, una vez mas excelentes apuntes. Miguel Angel Perera puso lo necesario animar al publico espectador, aunque deberia utilizar el descabello. Mal el presidente por el exceso de orejas. Desde el sur del pais, espero con ansias sus comentarios de esta tarde.
 
   
Sofía Huacausi Chate 11/11/2004  
 
Luego de leer el comentario del Sr. Marcet veo que la corrida fue extraordinaria y que Miguel Angel Perera es fuerte candidato al Escapulario.¡Cómo lamento no haber podido estar ese día en la plaza!
 
   
Luis Iturry 09/11/2004  
 
De acuerdo con tu comentario
 
 
  haznos tu página de inicio   
 
LAS LEYES
LA OPINIÓN: UN PLUS NECESARIO
EL TORO DE REGALO
Op. / Castro
Editorial del Mes
Op. / Plá
LAS LEYES
LA OPINIÓN: UN PLUS NECESARIO
EL TORO DE REGALO
 
JAIRO MIGUEL: SU FE MOVERÁ MONTAÑAS
VICTORINO MARTÍN ANDRÉS
OTRA VEZ ROCA REINA EN LIMA
Mano a mano
Div. Opiniones
Reportajes
JAIRO MIGUEL: SU FE MOVERÁ MONTAÑAS
VICTORINO MARTÍN ANDRÉS
OTRA VEZ ROCA REINA EN LIMA
 
MERECIDO Y… JUSTO /
PLACA CONMEMORATIVA /
FIESTAS DE QUITO SIN TOROS /
Op. / Francia
Op. / México
Op. / Ecuador
MERECIDO Y… JUSTO
PLACA CONMEMORATIVA
FIESTAS DE QUITO SIN TOROS
TODAS LAS NOTICIAS DE CADA PAÍS
España   Francia   Portugal   Colombia   México   Ecuador   Perú   Venezuela 
 
Compra tus entradas en servitoro
 
Oyt en Facebook
 
Oyt en Twitter
 
 
     
 
 
 
     
escucha el pasodoble  
 
 
   
  opinionytoros.com  
© diseño web BIT FACTORY, S.L.