inicio / opinion y toros
 
   
   
Inicio
Editorial
Opinión
División de Opiniones
El Arte del Rejoneo
Reportajes
Mano a Mano
Tribunas
Noticias
San Isidro
Enlaces
Novedad Quiénes somos
Buscador OyT
   
 
Previsión del tiempo para MADRID
 
 
Gracias por seguir con nosotros
 
15/11/2016
  (Temporada Grande-México) Los Sentidos y el Duende: ¿Entre calé y calé, existe remanguillé?
 
Firma: Mary Carmen Ch. Rivadeneyra
 
     
 

En mano a mano de Joselito Adame y Andrés Roca Rey, en que los tiempos cambian la cordialidad por los careos de pique, se llevó a cabo en fresca tarde otoñal el esperado encuentro de toreros latinos.
Pareciera que el sorteo lo hacen los aficionados desde el momento de preguntarse a qué corrida asistir, por todos los cambios que ha dado a conocer la nueva empresa capitalina para los sucesivos  fines de semana. Desde antaño se decía: “un domingo sin misa, chocolate y toros, no es domingo” lo cual, se vio claro en los tendidos de la Monumental de un día para otro.

Recuerdo que las corridas hace muchos años eran un fenómeno social de masas, la plaza ofrecía precios para todas las posibilidades, hoy en día también los hay, pero, aunque el sol y la sombra,  desde general, hasta barrera den diferentes opciones, la afición protesta con toda lógica al hacer las sumas, dada la situación económica que se vive a nivel no solo nacional, sino internacional y que, por supuesto repercute para poder asistir con disciplina sábados y domingos, y más en familia.

Las plazas  de toros, tienen la dualidad de que siempre han sido un lugar de ceremonia, pero a la vez de esparcimiento, de interacción constante desde donde emerge el aplauso, el jaleo del olé, el silbido o el chiflido de acuerdo a las circunstancias, al fin y al cabo son un sitio de cohesión social.

La México ahora luce más guapa, con la vestimenta en grana en sus localidades, su arena más acanelada y muchos otras modificaciones, pero hay cosas que solo son en lo superficial, pues en los fondos no satisface a la noble afición, que en estas épocas, sobrevive de la nostalgia del pasado taurino, centrada principalmente en querer ver al legitimo protagonista principal del espectáculo: el toro de lidia y el esplendor de su bravura.

Temporada tras temporada, es el factor general sin distinción de hierros el presentar toros descastados que apuntan mansedumbre;  cabe entonces el momento de reflexión en las casas ganaderas, que, por supuesto aplaudimos los aficionado su gran labor de mantener el campo y sus enormes ecosistemas que cohabitan junto al toro de lidia; pero en el amplio sentido de la palabra “lidia”.

En esta segunda corrida que quedó en mano a mano entre Joselito Adame y Andrés Roca Rey, ambos ex niños toreros; se lidió un encierro queretano de Xajay que distingue su divisa verde y rojo, en donde se reconoce el trapío con el que se presentaron los astados, pero que en su esencia no se prestaron para el lucimiento total de los Matadores.


.

Adame, vistió un terno en color gris claro y oro para esta tarde, recibió a “Martino” toreando a la Verónica de manera muy sentida; quitó por chicuelinas; su labor de faena la brindó a su hermano Luis David,  quien era parte de este cartel, fue un instante muy emotivo. Como ya es costumbre en Joselito, comenzó a torear pegado a tablas que se tornaron un tablao de ovación; logró muy buenas tandas ambidiestras, que gustaron mucho, una y otra vez; pero al saber que las orejas se ganan con la muleta y se cortan con el estoque, esta última suerte tuvo una colocación tan caída, como las hojas del mismo otoño,  motivo que impidió obtener el apéndice que se esperaba.

En su tercero de preciosa capa, retinto aldinegro, de nombre ¨Don Pepe”, lo brindó a toda la colectividad sumergida en el coso. Se vio a un Adame empeñoso tratando de aplicar la madurez que el diestro ha adquirido en su trayectoria. Pero la incomunicación entre el astado y él no llegó a ser total poesía.

En su tercero del lote, bautizado como “Sesentero” hubo detalles muy logrados, siempre intentó por varios medios halagar al público que se quejaba de la tarde fría; pero así concluyó la misma, gélida y taciturna.


.

Andrés Roca Rey, el diestro de Lima, con valentía de Roca y arte de Rey, vistió en armonía con la estación del año en tabaco y oro; un terno discreto en bordado, y por lo mismo, exquisito para la ocasión que elevó sus hechuras de torero, además de entregar con lucimiento la cadencia de su  capote por caleserinas al negro bragado “Tonero”, que dejaron el sabor de los taninos de un tinto en la boca.  El peligro se sintió muy cerca y se vistió la plaza de angustia, cuando la media luna del pitón pasó muy cerca del cuello del torero. Creo que torear de hinojos, debería estar fuera del contexto de cualquier coreografía taurina.

En el segundo del torero Roca, un descastado y con nombre de aves “3 Codornices”  David Vázquez, logró en el tercio de varas un soberbio puyazo,  mientras el diestro por su parte unas tafalleras de arte, pases por alto y muletazos delineados que hicieron evocar los olés.

Para entonces, la luna muy coqueta apareció sobre el albero en señal de complicidad. La faena tuvo momentos de intensidad y quedó impreso el carácter del joven torero de alma limeña que mucho disfrutó la afición, pero la expectativa era mayor. El estoque cumplió su objetivo, escuchando palmas del tendido.

El que cerró plaza, igual que sus hermanos, de bella lámina, negro girón, caribello, se quedó solamente como su nombre “Sereno” y sin más, siempre miró a las gachís del tendido con la cara en alto, mientras el coleta logró delinear unas chicuelinas de calidad, la faena de muleta quedó en espera de poder expresar un poco más y mostrar lo que el torero trae en sí, una gran capacidad artística indiscutible.

Ambos Matadores estuvieron por encima de las condiciones del encierro.

No cabe duda que la belleza requiere también de cultura y el trapío requiere de bravura.

*Fotos: Humbert.

 
     
   
     
   
     

  haznos tu página de inicio   
 
EL FINAL DE UNA ETAPA
LLEGAMOS A DONDE QUISIMOS. PUNTO Y SEGUIDO
ETERNAMENTE… GRACIAS
Op. / Castro
Editorial del Mes
Op. / Plá
EL FINAL DE UNA ETAPA
LLEGAMOS A DONDE QUISIMOS. PUNTO Y SEGUIDO
ETERNAMENTE… GRACIAS
 
D. MÁXIMO GARCÍA PADRÓS: El Ángel de la Guarda de los toreros
¿QUÉ HA SIDO LO MEJOR DE LA TEMPORADA 2018?
LA FERIA QUE LO CAMBIA TODO
Mano a mano
Div. Opiniones
Reportajes
D. MÁXIMO GARCÍA PADRÓS: El Ángel de la ...
¿QUÉ HA SIDO LO MEJOR DE LA TEMPORADA 2018?
LA FERIA QUE LO CAMBIA TODO
 
TOROS EN QUITO: DE MAL EN PEOR /
UNA ETAPA MÁS /
NO VALE RENDIRSE /
Op. / Ecuador
Op. / España
Op. / Venezuela
TOROS EN QUITO: DE MAL EN PEOR
UNA ETAPA MÁS
NO VALE RENDIRSE
TODAS LAS NOTICIAS DE CADA PAÍS
España   Francia   Portugal   Colombia   México   Ecuador   Perú   Venezuela 
 
Oyt en Facebook
 
Oyt en Twitter
 
 
     
 
 
 
     
escucha el pasodoble  
 
 
   
  opinionytoros.com  
© diseño web BIT FACTORY, S.L.
Antolín Castro Luis Pla Ventura