inicio / opinion y toros
 
   
   
Inicio
Editorial
Opinión
División de Opiniones
El Arte del Rejoneo
Reportajes
Mano a Mano
Tribunas
Noticias
San Isidro
Enlaces
Novedad Quiénes somos
Buscador OyT
   
 
Previsión del tiempo para MADRID
 
 

Joaquín Galdós  
  entrevista de Pla Ventura [ 10/09/2017 ]  
JOAQUÍN GALDÓS: PERÚ TIENE UN ARTISTA
La carrera de Joaquín Galdós, como se comprueba, está discurriendo mediante pasitos pequeños puesto que, como se sabe, no se ganó Zamora en una hora. Pero no es menos cierto que el toreo del peruano va calando en el corazón de las gentes. De momento, como el diestro confiesa, está pisando plazas de menor nivel aunque, eso sí, en todas ellas ha dejado la estela de su arte, una historia que comenzó el pasado año en la feria de Istres en tierras francesas cuando tomó su alternativa y, como primer logro, Galdós ya se siente emocionado por ello.

Hablan todos aquellos que le han visto que, Galdós tiene aires de artista; digamos que, el nuevo artista que nos ha llegado desde Perú, ese país amado en que la fiesta de los toros es santo y seña para sus aficionados; salvo Lima y algunas plazas más, apenas existe relumbrón, pero nadie les negará a los peruanos su sagrado derecho por defender la fiesta de los toros que tanto les engrandece.

Galdós podía haberse quedado en Lima para disfrutar, junto a los suyos, entre otras cosas, de la ganadería Santa Rosa de la que su padre es el dueño y señor; podía haber sido un torero más de Perú y, en su tierra, conquistar a los cientos de miles de aficionados de aquellas benditas tierras; tenía todo para, cómodamente, vivir una vida placentera y, por afición, por decisión, hace varios años que está en España donde ha desarrollado una brillantísima campaña de novillero y, como sabemos, el pasado año se doctoró con  todos los honores en Istres, por tierras galas.

Como hemos podido ver, Joaquín Galdós quiere dejar el pabellón peruano en lo más alto de la historia del toreo; tiempo lo tiene todo, juventud la atesora por doquier. ¿Qué más puede pedir? Sin duda que, dadas sus maneras, más tarde o más temprano todos nos tendremos que ocupar de este artista que, de seguir por el sendero que camina, a poco que le embista un toro en una plaza importante pondrá el toreo al revés.


Joaquín Galdós sabe esperar

-Posiblemente, Joaquín por ancestros, imagino que tenías que ser torero, no cabía otra opción ¿verdad?

Si analizamos mi sangre, por supuesto que sí puesto que, ya sabes, mi padre fue matador de toros, ahora ganadero, por tanto, mi vida se ha circunscrito siempre al mundo del toro, algo que me fascina. Es decir, no soy torero por imposición familiar, pero sí por una convicción, algo que vive dentro de mí ser. Pude haber sido cualquier cosa a nivel de profesional, como el primero de los mortales, pero lo de ser torero, además de llevarlo por las venas es algo que siempre me apasionó.

-Tras tu alternativa, Joaquín, si te soy sincero, dada tu calidad como artista por lo que hemos podido ver, todos esperábamos más de ti y, por lo que se ha comprobado has quedado en un segundo plano el que todos deseamos que remontes cuanto antes. ¿Qué pasó?

Digamos que, tras mi alternativa hice lo que llamamos una temporada de rodaje y, honradamente, todas las ilusiones las tenía puestas en mi confirmación en Madrid y, aquello no resultó. Era una apuesta de altísimo nivel que, si te soy sincero, todos estábamos convencidos de que nos abocaríamos al éxito pero, no pudo ser.

-El hombre propone y el toro descompone, ¿verdad, matador?

Es una verdad muy grande porque como adivinas, acudí a Madrid pletórico de ilusiones y, comprobar que los toros de Juan Pedro no quisieron sumarse a lo que yo entendía como mi fiesta del arte, aquello casi que me descompuso.

-O sea que, cuidar la estética en ocasiones tampoco sirve para mucho. Cartel de lujo el de tu confirmación, toros de tronío y, todo se vino abajo. ¿Quiere eso decir que el toro nunca es garantía de nada?

Así sucedió puesto que, a priori, todo era de auténtico lujo y, al final, menos mal que salí digno de Madrid puesto que lo contrario todavía hubiera sido peor. Todos luchamos por enfrentarnos al toro llamado de “garantías” y como a mí me sucedió, todo quedó en el vacío de la nada, peor suerte no se puede tener.


El día de su alternativa

-Y sin lograr el triunfo en Madrid, de repente, los empresarios te pasaron la factura de la desolación que supone que un torero artista, con condiciones más que sobradas para el ejercicio de la profesión le dejen sentado en el banquillo. Crueldad a  manos llenas ¿verdad?

Tampoco es así. Quiero decirte que no he toreado en las grandes ferias pero, para un hombre que empieza como es mi caso, terminar la temporada como terminaré con veinte corridas de toros no es mal balance. Todo es mejorable, nada es más cierto; pero ya quisieran muchos haber toreado lo que yo.

-Por lo que dices, te intuyo contento.

No es para menos. Recuerda que estoy empezando, apenas soy un chaval; digamos que tengo todo un mundo por descubrir, una vida plagada de ilusiones que con el permiso de Dios intentaré que se hagan realidad.

-¿Qué se siente, como torero, cuando entiendes que debes de estar en cualquiera feria por aquello de haber triunfado con anterioridad y vez que no figuras en sus carteles?

En principio, mucha frustración. Así me sucedió en la feria de Sevilla en la que, como novillero estuve a punto de abrir la puerta del Príncipe y, para mis adentros, tenía la convicción de que contarían conmigo; no fue así y me entristecí al verme fuera de sus carteles; luego, claro, lo asimilas, lo tomas como lección de humildad y sientes ganas de triunfar por aquello de demostrar tu valía.

-Justamente, lo que tú has hecho esta temporada en la que, como se ha sabido, has cortado muchas orejas y has tenido triunfos de clamor.

Como decíamos, todo han sido en plazas de menor importancia pero, el triunfo, amigo, siempre sirve, aunque sea para que el torero se reconforte anímicamente que no creas que es poco. Lo que más me ha satisfecho en esta temporada no es otra cosa que, humildemente, muchos de los triunfos que he logrado en esas plazas de tercera, por la calidad de mi toreo, por tener la certeza de lo que he llevado a cabo, dichos triunfos se hubieran dado en plazas de mayor fuste.


Sus primeros muletazos como matador de toros

-Dicen que toreas con el capote como los ángeles. Siendo así, ¿te sientes artista?

Eso deben de decirlo los aficionados, nada es más cierto. Pero si te digo que, con el capote me siento muy a gusto; a veces, hasta satisfecho por la labor que he hecho al respecto. Tampoco me olvido de mi mano izquierda que, por momentos, a veces he llegado a gustarme mucho.

-De alguna manera, Joaquín, estás reafirmando lo que he leído por ahí al respecto de tu persona que, no ha faltado el que ha dicho que eres el artista actual del Perú.

Se agradece mucho que digan eso de mí, máxime porque soy un torero muy joven, sin apenas rodaje y si alguna de mis actuaciones ha servido para que alguien haga esos comentarios tan bellos, uno siente la dicha de saberse en el camino.

-¿Qué pasará, Joaquín, cuando digan lo contrario?

Nada. Sencillamente porque el artista tiene que estar dispuesto para toda clase de críticas; las lisonjas nos gustan a todos, pero lo que hay que saber aceptar son las críticas constructivas que, en un momento dado pueden saber a lección.


-Puesto que hablamos de Perú, amigo, en España tenemos ahora dos referentes importantísimos llegados de la tierra de los Incas, Roca Rey y Joaquín Galdós. ¿Quién de ellos es el mejor?

Sin duda, Andrés; las pruebas son más que evidentes. Él ha toreado muchísimo, ha triunfado por lo grande y, ¿quién es el valiente que pueda objetarle nada? La realidad es la que tenemos y, los números, cifras y estadísticas nos hablan de la grandeza de Roca Rey, la que tenemos que aceptar con humildad y con altísima admiración.


Mismo padrino para su confirmación en Madrid

-Tienes razón pero, por favor, acepta mi pregunta con la humildad de la que me hablas. ¿Eres tú el artista y Roca Rey el valiente?

Cada cual, desde su interior, puede sentir lo que quiera; la ilusión de cada cual es la que corre por las venas del propio individuo, pero la realidad, como decíamos, nos lleva a la admiración profunda hacia el compañero que, si quisiéramos buscarle defectos seguro que se los encontraríamos, pero puede más su verdad incuestionable que la opinión de cada cual. La realidad es la que es y nadie la puede esconder. Y Roca, en su menester, sigue siendo Rey.

-¿Te gusta competir con él?

Por supuesto; con él y con todos. Ya el pasado año nos encontramos en Cutervo y en Lima, para mí, una satisfacción muy grande, como no podía ser de otra manera. Este año, para mi suerte, una vez más torearé con Andrés en la feria limeña, la que ambos amamos con verdadera pasión, por algo es nuestra tierra.

-Andrés Roca Rey está cosido a cornadas. ¿Quiere eso decir que se arrima más que tú porque, como se ha demostrado tú has sido respetado por los toros?

Negar que los terrenos que pisa Andrés son complicadísimos sería una falacia; es decir, asume un riesgo bárbaro que, como tal, muchas veces oposita a la cornada; pero es su tauromaquia, la que él entiende como tal y la que todos respetamos. A veces, terrenos al margen, está la suerte por medio puesto que, en mi caso he sufrido volteretas espeluznantes y los toros no me han herido; pero sí, el peligro, para un torero, es siempre inminente.

-En toda la conversación que hemos mantenido, Joaquín Galdós, no he percibido en tu ser el más mínimo atisbo de amargura. Es decir, hemos hablado de muchos temas y, por lo que veo no hay heridas en tu alma. ¿Tan seguro estás de ti mismo?

Por supuesto. A cualquiera le gustaría que le llegara el éxito de la noche a la mañana, caso de Andrés, de Ginés Marín y pocos más. Pero fíjate, eso son excepciones; la regla es lo que me sucede a mí y a otros muchos compañeros que, despacito tenemos que ir ganándonos los contratos poquito a poco y, ante todo, con mucha ilusión y sin desfallecer.


Muy torero el peruano toreando por bajo

-Tu padre Alfredo Galdós, matador de toros; el padrino de tu bautizo Vicente Ruíz El Soro, matador de toros; y el hombre que te apodera, Ángel Gómez Escorial, matador de toros; lo raro es que hubieras sido bombero ¿verdad?

Como tú apuntabas con anterioridad, por ancestros familiares y de amigos, no cabía otra opción en mi ser que la de matador de toros, algo de lo que me siento muy orgulloso.

-He podido saber que te quedan todavía varias corridas de toros para este mes de septiembre en que hablamos; festejos que, sin duda, servirá para reafirmarte en tus convicciones artísticas se refiere. Una vez finalizada la temporada, como antes me contabas, partirás para Lima, la capital del toreo en el Perú. Otro sueño cumplido, ¿verdad?

Qué duda cabe. Allí toreé de novillero, lo hice de matador de toros y, volver a mi tierra en calidad de torero esperado por la afición, ello me reconforta muchísimo. Es ilusionante porque, como sabes, Lima es un referente en América respecto al toreo. Imagina que, según nos ha contado la historia, el maestro Juan Belmonte, algunas temporadas acudió a Lima para torear todos los festejos del serial, prueba inequívoca de la grandeza de aquella afición.

-Planes ya para la próxima temporada si es que todavía nos es muy pronto.

Ante todo debemos de finalizar la campaña que estamos gozando, viajar hasta América y, al año que viene, con la bendición de Dios, poder torear en Madrid en la mejor feria del mundo y, ante todo, rezar para que me embista un toro para poder hacer en dicho ruedo, el toreo que he llevado a cabo por esas plazas de Dios. Estoy tan convencido de lo que soy capaz de hacer que, repito, a poco que me embista un toro en Madrid, llegado el caso, todo el mundo contará conmigo.

-Por lo que veo, tú no eres de los que se regocijan diciendo y maldiciendo lo que ellos entienden como injusticias.

Como antes dijimos, todos, en un momento determinado podemos sentirnos maltratados, pero es una opinión subjetiva; en el toreo hay que llegar a la objetividad, pero la de todo el mundo, algo que solo se arregla con una gran faena en Madrid. Ahí están las pruebas de este año con el compañero admirado, Ginés Marín.


Muletazo con la diestra en Las Ventas

-Como dirían los revisteros de antaño, Joaquín Galdós, permite qué te diga que hoy ha pasado un artista por mis manos, algo de lo que me siento muy orgulloso. Que tengas mucha suerte, tanto en España como en América. En definitiva, que Dios te siga bendiciendo mientras todos quedamos a la espera de lo que entendemos como el festín de tu arte.

Fotos: Muriel Feiner excepto 2 y 3 de Agnès Peronnet

  haznos tu página de inicio   
 
LA OPORTUNIDAD
PROTAGONISMO PARA LIMA
JUAN MORA: ARTE PURO
Op. / Castro
Editorial del Mes
Op. / Plá
LA OPORTUNIDAD
PROTAGONISMO PARA LIMA
JUAN MORA: ARTE PURO
 
DAVID ESTEVE: LA OTRA CARA DE LA FIESTA
VICTORINO MARTÍN ANDRÉS
EXPOSICIÓN RETRATOS TAURINOS DE BERNAR
Mano a mano
Div. Opiniones
Reportajes
DAVID ESTEVE: LA OTRA CARA DE LA FIESTA
VICTORINO MARTÍN ANDRÉS
EXPOSICIÓN RETRATOS TAURINOS DE BERNAR
 
QUE MAS DECIR /
GOBERNADOR TONY GALI, DEVUÉLVANOS EL RELICARIO /
¡PLAZA BELMONTE QUITO 2017- 100 AÑOS DE TRADICIÓN! /
Op. / Venezuela
Op. / México
Op. / Ecuador
QUE MAS DECIR
GOBERNADOR TONY GALI, DEVUÉLVANOS EL ...
¡PLAZA BELMONTE QUITO 2017- 100 AÑOS DE ...
TODAS LAS NOTICIAS DE CADA PAÍS
España   Francia   Portugal   Colombia   México   Ecuador   Perú   Venezuela 
 
Compra tus entradas en servitoro
 
Oyt en Facebook
 
Oyt en Twitter
 
 
     
 
 
 
     
escucha el pasodoble  
 
 
   
  opinionytoros.com opinionytoros.es  
© diseño web BIT FACTORY, S.L.